Los equipos de protección individual para prevenir el contagio de enfermedades muy infecciosas al personal sanitario a consecuencia de la exposición a fluidos corporales infectados

Read the full review here

Unos estudios en los que se simuló la exposición muestran que para quitarse el vestuario es más seguro utilizar guantes dobles y seguir los métodos de los CDC (Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades). Puede que con una capacitación activa se produzcan menos errores al vestirse y desvestirse que con una capacitación pasiva.

Los profesionales sanitarios están expuestos a un mayor riesgo de infecciones como las del virus del Ébola o del SARS que el resto de las personas. Una manera de prevenir la infección es mediante el uso de equipos de protección individual, como trajes de protección, guantes, mascarillas y gafas de seguridad para evitar el contagio. No está claro cuál es el tipo de equipamiento que ofrece la mejor protección y cuál es la mejor manera de quitárselo una vez utilizado. Tampoco está claro cuál es la mejor manera de capacitar a los trabajadores para que cumplan con las directrices sobre cómo utilizar este equipamiento. En este estudio se revisó la seguridad del vestuario destinado a proteger de las infecciones víricas o bacterianas a los profesionales sanitarios. En seis estudios en los que se simuló la exposición se aportan algunos datos sobre los efectos del vestuario transpirable y las batas, pero ninguno sobre las gafas de seguridad o las mascarillas. La calidad de las pruebas es baja debido a su naturaleza indirecta, las limitaciones de los estudios y el reducido número de participantes.

Add yours ↓

Comments are closed.